• Código Plural

“Las políticas de inclusión para travestis y trans tienen que ser generadas escuchando sus demandas“

La secretaria de Género y Diversidad del Frente Grande, Angelica Torreyra cuestionó el programa, importado desde la Ciudad Autónoma, “Aula Diversa”. “La solución a la desigualdad que sufren las diversidades no pasa por brindar una limitada opción educativa sino por activar herramientas que ya están en vigencia en la educación formal”.

Torreyra realizó numerosas críticas al programa “Aula Diversa”

A raíz del anuncio del Municipio de “Aula Diversa”, tomado del gobierno de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, que está destinado a la población travesti-trans y tiene como eje la culminación de los estudios, desde el Frente Grande Campana cuestionaron el programa y pidieron al gobierno local “Trabajar sobre las demandas locales, oyendo a las diversidades que viven en la ciudad y acompañarlos en tramos formativos ya existentes pensados para todas las identidades”.

La secretaria de Género y Diversidad del espacio, Angelica Torreyra, expresó al respecto que “la noticia se brindó como una acción positiva para el colectivo que, efectivamente, en muchos casos es excluido en la práctica de los niveles educativos formales. Sin embargo, no podemos dejar de expresar varios señalamientos de base, que creemos el Municipio debe evaluar”.


Enumerando los cuestionamientos, señaló que “no se puede trasladar un programa educativo de otro distrito (CABA) sin considerar las ofertas ya vigentes desde las direcciones nacional y provincial de educación, sin socavarlas o generar superposiciones. Si el objetivo declarado es que “las personas travestis y trans terminen la educación secundaria” ya se cuenta con el plan Fines (terminalidad primaria y secundaria) y con la educación de adultos.”


Asimismo instó a Sebastian Abella a “acompañar en recursos económicos y tecnológicos las trayectorias educativas que les integrantes del colectivo deseen realizar”.


Respecto al contenido manifestó que es una propuesta sesgada ya que “sólo plantea una posibilidad, obtener el título de Bachiller con orientación en humanidades y ciencias sociales. Dejando de lado orientaciones tales como ciencias naturales, economía, arte, y ni que hablar, las orientaciones técnicas”.


“La diversidad a nivel personal y social es una realidad que nos enriquece, en tanto trabajamos para eliminar y disminuir las desigualdades económicas y sociales. Los lineamientos educativos a nivel nacional y provincial plantean desde la Educación Sexual Integral un rumbo en este sentido. También existen protocolos donde puntualmente se aborda el tratamiento de la identidad de género en las instituciones educativas de la provincia. Es así que debemos trabajar para profundizar el conocimiento de los mismos a fin de ir cuestionando y modificando las prácticas de exclusión que aún persistan”, agregó la dirigente.

Para finalizar, Torreyra destacó que “desde el Frente Grande local sostenemos que la solución no pasa por brindar una limitada opción educativa sino por activar herramientas que ya están en vigencia en la educación formal. Y, si realmente se piensa en mejorar la vida de las personas trans y travestis, el municipio debería utilizar, en primer lugar, todos los canales disponibles para la generación de empleos o asistencia económica efectiva para les mismos. Demás está resaltar que no se está respondiendo a una demanda de la población travesti trans sino, a lo sumo, al intento de quedar bien con la misma”.